martes, 5 de mayo de 2015

Nuestras creencias limitantes


El 6 de mayo de 1954 se producía un hecho sin precedentes. Roger Bannister, atleta norteamericano, se convertía en la primera persona en superar correr una milla en menos de 4 minutos, Hasta esa fecha, superar esa marca no solo era visto como imposible sino que científicos afirmaban que tan solo intentarlo podría traer graves consecuencias a la salud de los atletas y hacer peligrar su propia vida. Roger Bannister lo hizo. 46 días después, su tradicional rival también rebajaba los 4 minutos y durante los años siguientes, romper dicha marca de 4 minutos se convirtió en algo natural.

¿Qué había pasado?, simplemente que durante mucho tiempo los atletas estuvieron invadidos por creencias limitantes que impidieron lograr llegar a ese resultado y bastó que tan solo uno de ellos alcanzara el objetivo para que todos pudieran llegar con facilidad.

¿Cuántas veces nos hemos dicho que nunca podremos llegar a cumplir algún sueño u objetivo?. ¿Recuerdas el resultado?. Lo más probable es que tu auto profecía se cumplió. Somos resultado de nuestros propios pensamientos. Nuestros pensamientos son predicciones de nuestro futuro.

¿Y si cambiamos esos pensamientos por pensamientos que nos lleven a cumplir lo que queremos?.

Si deseas ser o tener algo no es suficiente únicamente imaginarlo ni desearlo sino también actuar como si ya lo eres o lo tienes. ¿Por qué cuando crecemos dejamos de imaginar y creer igual a como lo hacíamos desde niños?.

“Saca toda la basura que hay dentro de ti”, decía el personaje de Nick Nolte en esa brillante película llamada “Guerrero pacífico” (demás está decir que te la recomiendo). Es cierto. Al igual que al alimentarnos solemos llenar nuestro cuerpo de restos tóxicos que enferman nuestro cuerpo, nuestros pensamientos y creencias limitantes contaminan nuestra mente y la programan para cumplir aquello que pensamos…precisamente aquello que decimos no desear pero con nuestros pensamientos lo atraemos.


Somos un resultado y nuestra mente nos programa para cumplirlo. No pierdas el tiempo llenado de basura tu mente, libérate.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada